HELLFEST 2014 *DÍA 3

Como todos los años, nos levantamos el domingo pensando en cómo había pasado tan rápido el festival un años más, pero es lo que tiene, y nos levantamos para abarcar la que sería la última jornada del festival.

Fue el día que menos madrugamos, ya que el cansancio pasa factura y no había un aliciente necesario para levantarnos temprano en la que resultó ser la jornada más relajada del festival para nosotros, a pesar de que vimos a un buen número de grupos muy esperados.

Tras entretenernos una vez más en el merchan, decidiendo nuestras últimas compras, fuimos a ver a Repulsion, esta vez ya comidos y dispuesto a aguantar lo que quedaba de jornada sin parones excesivos. El grindcore de Repulsion ya nos puso a tono con lo que sería lo más extremo de la jornada. Como casi siempre en las primeras horas, el sonido  no ayudó, y eso cuando además es una banda de grindcore disgusta bastante, pero aun así disfrutamos como unos más entre el público, que estuvo muy entregado.

Tras ellos, pudimos ver algo de lo que este año por incompatibilidades de horarios, no pudimos ver: algo de deathmetal vikingo. Unleashed se subieron al Altar con un directo muy sólido que encantó a los fans de la banda y convenció a los escépticos que se acercaron a ver. Para nosotros sin duda sería la sorpresa del festival, ya que nos encantó su concierto.

Tras ellos llegaban otros de los más esperados del festival,  también quizás demasiado pronto, ya que esperábamos que los de Jeff Waters tocaran entrando la noche y no a las 5 de la tarde, pero aun así la afluencia de fans fue masiva y el show de Annihilator fue eléctrico, lleno de un repaso a sus mejores temas con una calidad sobre las tablas increíble. Este año no acompañó tanto la lluvia como otros, algo que a priori puede parecer bueno, pero las tremendas polvaredas que se levantaban en los conciertos más duros, y el sol a esa hora de la tarde hacían que el tremendo show de la banda fuera inaguantable por los aspectos externos, más si cabe siendo el útlimo día con el cansancio arrastrado, por eso se hizo de agradecer que sacaran mangueras para echar agua al público y al suelo y pudiéramos ver acabar el espectáculo sin padecer una insolación.

anihilator

Tras Annihilator, otros que rara vez defraudan. Black Dahlia Murder tocaban en el Altar, y no defraudaron ante una carpa abarrotada, ¿qué se puede decir más de Black Dahlia Murder? Siempre lo dan todo en directo, a los que los hayan visto ya lo saben y a los que no, no dudéis en ir a verlos en cuanto tengáis la oportunidad. Al acabar el mejor Black Metal llegaba a los escenarios principales con Behemoth, otros que volveremos a ver en España este verano, esta vez en el Leyendas del Rock. El concierto de los reformados Behemoth fue uno de los más duros de la jornada, simplemente brutal y con una calidad técnica increíble, presentando su nuevo disco “The Satanist” desplegaron un contundente directo y una puesta en escena que hizo las delicias de todo el mundo allí presente.

behemoth

Ya se iba vislumbrando el final de la jornada, y por lo tanto el final del festival, y le tocaba el turno a un espacio horario dividido, por un lado en el Mainstage1 tocaban Soundgarden y por otro los Misfits en el Warzone. Nos decantamos por ver el principio de Soundgarden y el final de los Misfits, por ver los clásicos de la banda que seguramente tocarían al final.

soundgarden

Primero los de Seattle demostraron que a pesar de ser una de las bandas más míticas de la escena siguen conservando su potencial y su fuerza,  un directo muy sólido con un repertorio de clásicos de la banda, por suerte para nosotros no tardaron en tocar “Black Hole Sun”, una de las más conocidas que todo el público coreó, y rápidamente corrimos para ver el final de los Misfists.

La mítica banda de horror punk puede ofrecer lo mejor o lo peor de si misma, dependiendo de la formación con la que gire y suponemos que de infinitos factores, pero tanto hemos visto su peor cara como su mejor, en la que a pesar de que ya no son una banda referencia por sus cualidades técnicas, siguen ofreciendo un buen directo de sus himnos clásicos en shows muy divertidos donde el público se lo pasa genial.  Fue un gran concierto donde lo más reseñable fue eso, el buen ambiente que se respiraba en los pits y con toda la gente abrazada cantando los temas míticos de la banda.

misfits

Tras un breve descanso para cenar, encaramos las que serían las últimas tandas de grupos del día y por lo tanto del festival, y por ello, dispuestos a darlo todo en nuestras últimas horas en el Hellfest.

No podía haber una banda mejor para ser las últimas del festival que Flogging Molly, siempre es una buena elección que toque un grupo como ellos para saltar y bailar al ritmo del folk/punk irlandés de la banda. Son uno de los máximos representantes del género en el mundo y no es para menos, ofrecieron un concierto divertidísimo en el que nos hicieron viajar de Dublín a Boston como si fuera el mismo día de San Patricio. Sin duda otro de los momentos memorables del festival, con un público entregado a los himnos com o “Devil’s dance floor” o “What’s left of the flag”.

flogging molly

Y ahora sí, llegó el momento que tantísima gente estaba esperando desde que se anunciara aquella gira, fallida finalmente por problemas de salud en 2012. Black Sabbath, los más grandes entre los grandes del metal, llegaban a Clisson y el ambiente era increíble. No sabemos cuanta gente podía haber en el recinto, pero  no creemos haber visto tanta gente junta en nuestra vida.

Para los que no creían que la banda pudiera estar a la altura de las circunstancias se cerraron todas las bocas. La banda realizó un show espectacular de principio a fin, con un Ozzy sorprendentemente firme y siempre animando y un Tony Iommi en estado de gracia, que deleitaron a una masivo público desde el “War pigs” inicial hasta el “Paranoid” final, pasando tanto por sus clásicos como por sus temas nuevos. Dejaron en Clisson un concierto para la historia, que todos los asistentes recordarán, esperamos poder volver a verlos pronto.

blacksabbath

Tras el deleite musical de Black Sabbath, tuvimos que elegir el grupo que cerraría nuestro Hellfest este año, y nos hubiéramos decantado por Iced Earth en detrimento de Turbonegro, a los que veremos también este mismo año en el Resurrection Fest, ya que queríamos disfrutar de un cierre de festival con el power metal de los americanos Iced Earth, a los que llevábamos tiempo sin poder ver, pero su cancelación fue una de las más duras del Hellfest para nosotros, por lo que fuimos a cerrar con los siempre grandes Turbonegro.

turbonegro

Los conciertos de Turbonegro siempre son divertidos, además siempre están llenos de sus legiones de fans incondicionales dispuestos a cantar todos sus temas y motivar aún más a la banda. Siempre son un espectáculo digno de ver y esta vez no fue para menos. Ya cansados de todo el festival, conseguimos aun así cantar los grandes clásicos de la banda y saltar al ritmo de temas tan míticos como “All my Friends are dead” o “The Age of Pamparius” , que cantaron tras una parada para ver si el público seguía pidiendo más.

Así se acabó otra edición para mantener siempre en la memoria, la de un Hellfest que cada vez se supera más. Esperemos a ver con qué nos sorprende la organización el año que viene, pero lo que seguro es que estaremos allí para contároslo.

Maiden-public

*Fotos de la web Hellfest.fr:

Annihilator: Ozirith.com

Behemoth: Ozirith.com

Soundgarden: Ozirith.com

Misfits: Gael Mathieu

Flogging Molly: Insane Motion

Black Sabbath: Ozirith.com

Turbonegro: Nicko Guihal

Maiden-public: Nicko Guihal*

Deja un comentario